sábado, 7 de junio de 2014

Pollo Asado con Mostaza, Miel y Romero Fresco



Este es un plato muy sabroso gracias a la mezcla de mostaza, ligeramente picante, y la miel dulce y, al mismo tiempo, es muy aromático gracias al romero fresco. Es perfecto para los amantes de las mezclas de dulce y salado.

Es perfecto para cualquier ocasión (una comida, una cena especial...) pero especialmente para cuando tienes invitados en casa ya que, mientras el pollo se cocina en el horno, puedes preparar los entrantes y poner a punto la mesa.

Sobre los ingredientes...

Esta es una de esas recetas en las que con muy pocos ingredientes se consigue un resultado maravilloso. La salsa se prepara únicamente con 5 ingredientes: mostaza, miel, romero, cebolla y ajo. A esto hay que sumar el pollo, que es el ingrediente principal y un poco de aceite de oliva y sal.

Romero Fresco
El romero es una planta aromática que se lleva usando en la cocina desde tiempos inmemoriales acompañando sobre todo asados de carnes pero también pescados y vegetales. Un ejemplo el uso del romero en recetas de pescados es nuestra receta de salmón con salsa balsámica de romero.

También se usa para aromatizar aceites incorporando una ramita fresca en el envase donde se conservan. En Castilla-La Mancha es habitual encontrarlo cubriendo quesos curados (Queso Manchego al Romero).

No hay que olvidar el uso de esta planta aromática en dulces como nuestro bizcocho de limón, romero fresco y yogur.

En la cocina el romero se puede usar tanto fresco como seco. En esta receta debe emplearse romero fresco. No puede sustituirse por romero seco puesto que tiene un sabor mucho más fuerte y no se conseguiría el resultado deseado.

Puedes sustituir el romero fresco por tomillo fresco si te es más fácil encontrarlo o si te gusta más.

La mostaza que usamos en esta receta es de dos tipos: mostaza de Dijón, la mostaza clásica, y mostaza a la antigua.

La mostaza a la antigua se diferencia de la mostaza de Dijon porque, mientras que en la primera los granos de mostaza están completamente triturados, en la mostaza a la antigua sólo se trituran parcialmente, quedan muchos enteros y se pueden apreciar perfectamente. Las dos mostazas tienen sabores ligeramente diferentes. La mostaza de Dijón tiene un sabor más intenso y picante. La mostaza a la antigua es más suave. En la receta usamos la misma cantidad de cada una, pero puedes variar la proporción a tu gusto, poniendo más mostaza de Dijón y menos mostaza a la antigua si quieres la salsa más picante.

Sobre el procedimiento para prepararlo...

Este es uno de esos platos que tienen un resultado excepcional, que son fáciles de hacer y que, aunque llevan un poco de tiempo cocinarse, no llevan mucho trabajo y no requieren mucha atención.

Tan sólo hay que preparar la salsa de mostaza y miel mezclando los ingredientes y cocinar una mezcla de cebolla y ajo en la sartén. Esto lo puedes hacer mientras se precalienta el horno.

PRECAUCIÓN: Cuidado con la medida de la miel. Las cucharadas deben ser cucharadas rasas (15 ml por cucharada). Como la miel es muy densa, si no se tiene cuidado, las cucharadas pueden ir más llenas de lo esperado y el pollo puede quedar demasiado dulce. Utiliza una cuchara para coger la miel y una segunda cuchara para eliminar la miel sobrante de forma que la cucharada sea una cucharada rasa. La segunda cuchara también te ayudará a despegar la miel de la cuchara que has utilizado para cogerla. Otra opción es utilizar una jarra medidora de volúmenes para tomar la medida exacta. Para que el pollo no quede demasiado dulce, debe haber la misma cantidad de mostaza que de miel, de forma que la mostaza contrarreste la dulzura de la miel.

A continuación hay que colocar el pollo en una bandeja para horno sobre la base de cebolla y ajo y cubrirlo de la salsa de mostaza y miel.

Después de eso, el pollo se asará en el horno sin necesidad de prestarle mucha atención. Tan sólo hay que regarlo con su propia salsa a mitad del asado.

Tras sacar el pollo del horno, las ramitas de romero tendrán un aspecto feo, ya que habrán perdido su color verde. Puedes desecharlas y sustituirlas  por ramitas frescas con el único objetivo de que adornen el plato.

Aquí os dejo la receta. ¡Espero que la disfrutéis! :-)

¿Te gusta el pollo? Puedes encontrar más recetas en nuestra Página de Recetas de Pollo.

Si te gusta esta receta, también te gustarán:

Salmón con Miel y Tomillo en Papillote
Cerdo con Sirope de Arce y Almendras sobre Endibias
Pechuga de Pollo Adobada con Limón y Romero Fresco

Salmón con Salsa Balsámica de Romero Fresco






















INGREDIENTES (4 personas):

- 4 cucharadas de mostaza a la antigua (60 ml)
- 4 cucharadas de mostaza de dijon (60 ml)
- 8 cucharadas de miel (120 ml)
- 3 cucharadas de aceite de oliva
- 1/2 cebolla mediana picada
- 2 dientes de ajo machacados
- 1,3 Kg de muslos de pollo
- Sal
- 3 ó 4 ramitas pequeñas de romero fresco


INSTRUCCIONES DE LA RECETA PASO A PASO:

En el siguiente vídeo en alta definición puedes ver las instrucciones de la receta paso a paso con imágenes (puedes verlo a pantalla completa). La música del vídeo es Royalty Free y está disponible aquí.



1) Precalienta el horno a 205 ºC

2) Pon en en un cuenco, la mostaza de Dijon, la mostaza a la antigua, la miel y 2 cucharadas de aceite de oliva. Mézclalo bien dando vueltas con una cuchara hasta tener una mezcla homogénea (puedes ver en el vídeo el aspecto que debe tener).

3) Calienta en una sartén una cucharada de aceite de oliva. Añade la cebolla picada y cocina a fuego medio, removiendo de vez en cuando, hasta que empiece a estar dorada. Entonces, añade los 2 dientes de ajo machacados y cocina dando vueltas con una cuchara constantemente durante 1 o 2 minutos más, hasta que el ajo comience a desprender aroma.

4) Reparte la mezcla de cebolla y ajo sobre la base de una bandeja para horno. Coloca encima el pollo y añade sobre él sal a tu gusto. Esparce por encima la salsa de mostaza y miel.

5) Cubre la bandeja con papel de aluminio y hornea 30 minutos a 205 ºC.

6) Saca la bandeja de horno, quita el papel de aluminio y riega el pollo con su propia salsa (no es necesario darle la vuelta a la carne).

7) Hornea sin el papel de aluminio 20 - 30 minutos más hasta que el pollo esté dorado y la carne esté cocinada. Una vez hecho, tras sacarlo del horno, puedes volver a poner el papel de aluminio mientras se enfría un poco para evitar que se seque.

¡Y a disfrutarlo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...