miércoles, 13 de agosto de 2014

Ensalada de Tomates al Estilo Egipcio

Ensalada de Tomates al Estilo Egipcio


Esta ensalada está formada por rodajas de tomates marinados en una mezcla de especias y hierbas aromáticas sobre una cama de hojas de rúcula fresca. La marinada consigue intensificar de forma sorprendente el sabor de los tomates y darles el toque exótico de la cocina árabe.

Es perfecta como primer plato o entrante, también como ensalada para acompañar al plato principal, o bien, como plato en una comida o cena a base de tapas para compartir. Si además tienes invitados, les sorprenderás seguro :-)

Sobre los ingredientes...

Para hacer la marinada se utiliza ajo machacado, comino molido, pimienta negra recién molida, perejil, cilantro, zumo y ralladura de limón, aceite de oliva y vinagre. Con esta mezcla, hasta los tomates menos sabrosos consiguen un sabor riquísimo.

Comino en grano y comino molido
Comino en Grano y Molido
El comino es una especia que se asocia fundamentalmente con los currys de la cocina India y con la cocina árabe, aunque también se usa mucho en la cocina española, sobre todo en la zona sureste de la península y en Canarias (es un ingrediente fundamental en los mojos canarios).

La especia es en realidad el fruto de la planta "Cuminum cyminum", también con el nombre común de comino. Son unas semillas muy pequeñas y alargadas. Tan pequeñas, que de ahí viene la conocida expresión "me importa un comino".

En las tiendas se puede encontrar tanto en grano como molido. Si embargo, lo ideal es comprarlo en grano y molerlo justo antes de utilizarlo, si es posible, tostándolo antes. De esta forma se intensifican su sabor y su aroma. Para molerlo se puede utilizar un molinillo, un procesador de alimentos (batidora con accesorio para triturar) o incluso algo tan simple como un mortero podrá hacer el trabajo.


Ramas de perejil y perejil picado
Perejil
Ramas de cilantro fresco y cilantro picado
Cilantro
¿Sabes cuáles son  las diferencias entre el cilantro y el perejil? Aunque pueda parecer que son la misma hierba, nada más lejos de la realidad...

Son parientes cercanos, pero tienen un sabor y aroma diferentes y, por tanto, no se puede sustituir una hierba por la otra o conseguiremos un resultado diferente.

El cilantro también se conoce con los nombre de culantro, guaraní, kuratu, perejil árabe o coriandro fresco.

La principal diferencia entre el perejil y el cilantro es el color. El perejil tiene un color verde mucho más intenso y algo más oscuro que el cilantro, de color verde más suave.

Por otro lado, el perejil tiene los tallos más gruesos y más firmes que el cilantro. Es muy fácil quebrar un tallo de perejil. Sin embargo, los del cilantro son más finos y más flexibles.

En cuanto a las hojas, las del perejil son más alargadas y más puntiagudas que las del cilantro, que son más redondeadas.

Por último, del cilantro se consumen tanto sus hojas como sus semillas (coriandro), especialmente en la cocina india y, a veces, se puede encontrar en el mercado junto con sus raíces.

La rúcula, rúgula o ruqueta ha sido cultivada como verdura en el Mediterráneo desde la época romana. Se usa fundamentalmente en ensaladas, pero en Italia es muy común verla en pizzas, añadiéndola tras el horneado. Tiene un sabor intenso, con un punto ligeramente picante y amargo.

Si no gusta la rúcula o no la encuentras fácilmente, puedes sustituirla por espinacas tiernas o bien por una mezcla de lechugas verdes.

Sobre el procedimiento para preparar la ensalada...

Aunque no lleva mucho tiempo hacerla, esta ensalada hay que prepararla con antelación, ya que necesita que los tomates se marinen durante al menos 2 horas.

Para preparar la marinada sólo tienes que mezclar todos los ingredientes en un cuenco o un bol. Después ya sólo queda impregnar los tomates con la marinada en una fuente amplia y dejarlos en la nevera cubiertos con film transparente durante 2 horas, dándoles la vuelta tras la primera hora para que todos se marinen por igual. La fuente que utilices debe ser de base ancha para que el mayor número posible de rodajas de tomate estén en contacto con el jugo de la marinada.

Es importante servir la ensalada a temperatura ambiente, ya que así el sabor y el aroma es más intenso. Puedes sacarla de la nevera 20 minutos antes.

Aquí os dejo la receta. ¡Espero que la disfrutéis! :-)

Si te gusta esta receta, también te gustarán:

Ensalada de Calabacín, Tomates y Anchoas
Ensalada de Calabacín, Tomate y Anchoas
Ensalada de Pasta, Mozzarella, Pimiento Rojo, Rúcula y Pesto de Albahaca
Ensalada de Pasta, Mozzarella, Pimiento, Rúcula y Pesto














INGREDIENTES (5-6 personas):

- 4 cucharadas de aceite de oliva virgen
- 4 dientes de ajo machacados
- 1 cucharadita de comino molido
- 1 cucharadita de pimienta negra recién molida
- 1 cucharadita de sal
- La ralladura de 1 limón
- El zumo de 1 limón
- 4 cucharadas de vinagre de vino blanco
- 4 cucharadas de perejil picado
- 4 cucharadas de cilantro picado
- 4 tomates grandes
- 100 g de rúcula (puede sustituirse por espinacas frescas o una mezcla de lechugas verdes)



INSTRUCCIONES DE LA RECETA PASO A PASO:

En el siguiente vídeo en alta definición puedes ver las instrucciones de la receta paso a paso con imágenes. La música de este vídeo es Royalty Free y está disponible aquí:



1) Pon en un cuenco el aceite de oliva, los dientes de ajo machacados, el comino, la pimienta negra, la sal, la ralladura de limón, el zumo de limón, el vinagre de vino blanco, el perejil picado y el cilantro picado. Mézclalo bien. En el vídeo puedes ver el aspecto que debe tener.

2) Lava los tomates y córtalos en rodajas de unos 0,7 cm. Ponlos en una fuente amplia de base ancha. Añade la mezcla anterior. Mézclalos para que se impregnen bien de la mezcla. Cubre la fuente con film transparente y métela en la nevera durante una hora.

3) Tras una hora, saca la fuente y remueve de nuevo los tomates para que los que han quedado arriba se impregnen de nuevo de la mezcla. Vuelve a poner el film transparente y mete la fuente en la nevera una hora más.

4) Puedes servir la ensalada en una fuente amplia o bien en platos individuales. En cualquiera de los dos casos, coloca las rodajas de tomate sobre una base de rúcula (o bien,espinacas o una mezcla de lechugas verdes) y riégalos con los jugos de la marinada.

Recuerda servirla a temperatura ambiente, que estará más rica.

¡Y a disfrutarla!

1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...